1905 Oloroso Solera Fundacional

Descripción

Monumento a la concentración

La vida de nuestra más antigua solera empezó en 1905, con la fundación de Pérez Barquero. Desde entonces, el paso de los años ha ido levantando un paciente y profundo, concentrado y monumental oloroso. Su esplendor caoba, su hondura donde late la vida de las especias blancas, las maderas nobles, las fragancias que cautivan. Y en boca: una afortunada armonía de suavidad de seda y contención austera, auténtica.

Grado: 21,5% vol.

Variedad: 100% pedro ximénez.

Sírvelo a…
15-18 ºC. Siempre en copa de vino.

Tómalo con…
Recetas y estofados rescatados de la tradición, como liebre a la royal o jabalí a la cazadora. Por supuesto, rabo de toro, el guiso cordobés por antonomasia. En el otro extremo nos vamos a postres a base de frutas, equilibrio de dulzor y acidez. Es un vino perfecto para tomar solo, como placer sosegado y de hondo calado cultural.